Sesiones de Familias tiernas y divertidas en exteriores

Estás buscando un fotógrafo que capte la esencia de tu familia. Cada fotógrafo es diferente y al igual que para las bodas, hay que saber bien lo que uno busca para dar con el fotógrafo que sintonice mejor con vosotros. Tu sesión de fotos de familia tiene que ajustarse a tu estilo y temperamento.

Mis sesiones de fotos de familia son desenfadadas y divertidas, pero también tiernas (si el estado de ánimo lo permite). Soy madre de 3 niños y durante mis sesiones de familia, capto aquellos momentos y detalles que tanto me gustaría conservar para el recuerdo. Guío la sesión  para dar pié a crear esos momentos mágicos y divertidos, pero nunca forzando el momento, y desde luego casi nunca mirando todos a cámara.

Me gusta trabajar en lugares naturales que aporten magia a la sesión. Me encanta que el entorno aporte a la imagen, pero que no compita con la familia.  Soy una amante de la luz, y de la belleza que puede aportar a una imagen, por eso suelo trabajar al atardecer (90 min. antes de la puesta de sol), cuando la luz es más suave y favorecedora, y permite jugar con ella sin dominar la escena. Pero si eres valiente, caluroso y atrevido, también se puede sacar magia de las tardes de pre-tormenta, para una sesión con un máximo de dramatismo.

Los precios de mis sesiones son para los sitios en los que trabajo habitualmente, en la zona norte de Madrid (entre 30 min y 45 min de La Moraleja). Cualquier otro lugar, tiene un coste añadido a la sesión, que varía dependiendo de la ubicación.

Otro punto que muchas veces se olvida es el vestuario. Por supuesto que se pueden sacar fotos bonitas con todo tipo de ropas, pero hay prendas, que sin que sean nuestro estilo habitual, pueden dar mucho juego en una sesión. Por eso (al igual que para las sesiones de premamá) tengo un armario para clientes, con una pequeña selección de vestidos y ropa para los bebés que pongo a vuestra disposición así como un tablero de Pinterest para vuestra inspiración.Contrata ya tu sesión de fotos de familia.

Una semana después de tu sesión (pueden ser dos en épocas de mucha carga de trabajo), recibirás un acceso a tu galería privada, dónde podrás seleccionar las fotos que quieres que termine de editar. No entrego todo el material de la sesión sin editar. Solamente aquellas fotos que has comprado.
Un mes después de la selección podrás venir a recoger tus fotos al estudio. Si deseas recibir las fotos a domicilio, deberás asumir los costes de envío.