Las sesiones de fotos de recién nacidos poco a poco se están dando a conocer.

Muchos hospitales realizan “sesiones de fotos de recién nacido” en las habitaciones, regalando una foto gratis, y luego con el cansancio y las hormonas a mil, enganchan a los padres a comprar un reportaje que no tiene la calidad, ni el cuidado, que debería ponerse en ese tipo de sesiones.

Algunos padres prefieren coger ese reportaje, para evitar tener que coordinar luego una sesión con un fotógrafo especializado. Pero yo, como madre y profesional, os recomiendo hace ese esfuerzo, aunque sea esperando 15 días para realizarla, hasta que la mamá esté un poco más recuperada, porque el resultado es muy distinto.

Qué están haciendo mal casi todos los fotógrafos de hospital y porqué

  • No tienen tiempo para hacer una sesión con posados bien hechos
    Hacer un posado bien hecho, requiere tiempo y paciencia. Hay que dejar al peque bien dormido, en su momento óptimo y colocar cada parte de su cuerpo de una manera muy concreta con respecto a la luz, para obtener unas sombras bonitas y favorecedoras para nuestra foto.
  • No tienen las herramientas ni el atrezzo necesario para hacer unas fotos de calidad
    Todos los detalles importan. Los fondos sobre los que se posan los bebés, los colores elegidos para ese pequeño, la calidad de las lanas usadas para los accesorios, el ángulo desde el que se hacen las fotos, y un largo etc… Pero como mamá, está cansada, feliz de ver a su bebé, y saben que cualquier cosa le va a parecer fantástica, ellos no hacen el esfuerzo de invertir en ese plus que hace mucha diferencia, y aporta calidad a la foto.
  • No tienen la formación necesaria
    Muchas veces, aunque ahora como el tema está más de moda y salen formaciones y talleres todo el tiempo, no tienen la formación necesaria para realizar buenas fotos.
  • El recién nacido tan pequeño no se posa bienEs demasiado reciente, no tiene cuerpo, está arrugadísimo, y su cuerpo es todavía muy fetal, por eso las hacen vestidos y desgraciadamente hasta con pañal, lo cual hace el posado todavía más complicado y poco elegante.
  • Simplemente no es posible
    A veces la habitación del hospital simplemente carece de la luz necesaria para hacer ese tipo de posados.

No es culpa de nadie. Supongo que mientras las madres piquen y no exijan fotos mejores, seguirán abusando de la situación de debilidad de las mamás y sacando tajada. Mi intención es educar e informar, y así todos ganamos.

Diferencia entre las sesiones de fotos de recién nacidos de menos de 10 días y una sesión de un bebé más mayor:

Un bebé más mayor no se va a posar con tanta facilidad, estará más despierto y no permanecerá dormido con tanta profundidad durante la manipulación del fotógrafo, lo cual complica las poses. El fotógrafo profesional debe centrarse en otro tipo de fotos que puedan ser también muy tiernas, pero no requieran que el bebé sea tan manejables ni tan dormido.

Aquí os dejo el ejemplo de una sesión de fotos con un bebé de casi un mes. Evidentemente no es lo mismo que una sesión de fotos los primeros 10 días, pero es mejor que coger un reportaje en hospital, muy caro para lo que ofrecen como producto final.

Reportaje fotográfico Fresh 48

Ojo, no estoy diciendo que en el hospital, no se puedan hacer fotos preciosas, pero de otro tipo. De hecho, hay otro producto, llamado “fresh 48“, que se adapta perfectamente a las posibilidades y la realidad del hospital, y no intenta copiar una sesión de recién nacido, mal hecha y a destiempo. Este año, empezaré a ofrecer este tipo de sesión también.

Puedes leer más sobre mis servicios fotográficos para recién nacidos.

Sesiones de fotos de recién nacidos